by Lisa Haney

martes

Un poema de VICENTE MUÑOZ ÁLVAREZ

Un sádico tío
era un auténtico sádico

las 2 de la mañana
yo salía del bar x
había tomado unas cervezas
bajando las escaleras de la calle j
se colocó detrás de mí
era rumano
me puso un cuchillo en la espalda
no te muevas hijoputa
o aquí mismo te mato dijo
no me mates por favor
no me mates supliqué

me codujo
hasta la rampa de un garaje
bajamos unos metros
me pidió la cartera se la di
me acuchilló en el muslo izquierdo

me llevé las manos a la herida
me volvió a pinchar con saña
alcanzó el pulmón derecho

me quedé allí tirado
logré llegar arriba
me llevaron al hospital
le pregunté al médico
si era grave
sí muy grave dijo
me hicieron un neumotorax
estuve ingresado 3 meses

casi no la cuento
casi no salgo de allí

un sádico tío
era un auténtico sádico

le pillaron días después
rumano un asesino
se ensañó conmigo
no me digas por qué
le di todo lo que llevaba
aún tiemblo al recordarlo
la rehabilitación va bien
me encuentro mejor
la noche ya no es para mí
tengo ahora miedo.



Vicente Muñoz Álvarez

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Escupe: