by Lisa Haney

sábado

2 poemas de Karmelo C. Iribarren

El viento

Cuando llega el viento                                                            
a la ciudad
como va siempre como ciego
se pega con todo:

los árboles,
las señales de tráfico,
los semáforos,
las esquinas...

Al final se le queda una pinta
que da pena,
horrible.

Por eso se hizo
hace mucho tiempo
invisible.


Las estaciones

Las estaciones
sirven
para tres cosas muy importantes:

para que lleguen los trenes,

para que se vuelvan a ir,

y para que lloren los enamorados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Escupe: